30 jul. 2010

Tu mihi sola places

Caminando sobre las aguas
de charcos que hacen mareas
sabiendo que nunca llegaré
a ser poeta en mi tierra,
ni encantador de serpientes
ni el que come manzanas
aunque el pecado le tiente,
orador de esperanzas
que no necesita alabanzas,
que vivo sabiendo la respuestas
del sosiego que brinda el corazón
que lo tengo en una cruz,
esperando su resurrección
y que al tercer día le despiertes tú.
En la última cena comí de tu mirada
y fue un sueño el que me traicionó
cuando te fuiste sin decidir nada,
y ahora vivo multiplicando los poemas
dándole luz al ciego,
que es el destino que espera
a que un día nos juntemos.

2 comentarios:

Sentimientos! dijo...

hOLA
un deleite poder leerte en esta noche.
Estamos en contacto.
Saludos

Lombas dijo...

gracias!!!!para mi un deliete deleitarte!!!un abrazo!!