19 feb. 2010

Dos botas, tres caras

---A Edu por hacer de una noche, un momento inolvidable---

Descarga mi adrenalina,
dame más horas
que el gallo muera de afonía,
y déjame beber sonrisas
y calada a calada fumarnos
lo que traiga la brisa,
y cantar al balbuceo
mientras nos reímos
de ser tan feos,
bailar sobre las estrellas
hasta que no podamos
ni seguir nuestras huellas
esas que hicimos
para dejar el rastro, de una noche
sin voz, llena de cánticos!,
y fue el bálsamo de fierabrás
el culpable de que no quede
abierto ningún bar...
y dormir suena tan triste,
que prefiero hacer de todo
un chiste...
y mira que en la madrugada
hemos hecho de dos botas...
tres caras.

4 comentarios:

Rosario dijo...

Me encuentro frente al ordenador depues de estar observando las botas de la entrada...y creo que necesito muchos cubatas para ver las 3 caras, jaja.
Voy a hacerle una foto aunque sea con el movil y debatiremos sobre la existencia de las caras...
Que sepais que quite todos los cuadros del piso porque me daban miedo y ese me lo pense y lo deje, creo que lo voy a quitar tambien...jaja

Lombas dijo...

jajaja...Rosario, que sepas que cuando los rayos de sol apenas dejan ver por ese pasillo, los claroscuros que se forman hacen que esas dos botas parezca una cara, un poco picasiana pero era una cara...los borrachos nunca mienten...

Natalia dijo...

Yo tengo que confesar que también vi la cara.

Lombas dijo...

yo creo que es un cuadro de esos de perspectivas, como el de la copa que son dos perfiles de caras....investiga rosario....